CUT convocó a una huelga por “el descontento con las medidas adoptadas por el Gobierno”



Esta mañana la Central Unitaria de Trabajadores (CUT) convocó a una huelga general para el próximo 30 de abril, por “el descontento de los trabajadores con las medidas adoptadas por el Gobierno” durante la crisis sanitaria que vive el país, además de sus diferencias con el nuevo ministro del Trabajo, Patricio Melero, con quien afirmaron que no abordarán ningún tipo de diálogo por su trayectoria política.


La presidenta de la CUT, Barbara Figueroa, afirmó que esta huelga se debe al “permanente maltrato y abuso que el Gobierno ha infringido contra los trabajadores del sector público, en especial, los de la salud, quienes han puesto en riesgo su propia vida en esta pandemia y han recibido un trato indigno de parte de las autoridades, que incumplen sus compromisos”.


Además, insistió en que su relación con Patricio Melero está totalmente cortada porque “no es posible generar ningún diálogo fructífero con él”, debido a “su participación en la dictadura, su justificación de las violaciones a los DD.HH. y a su postura contraria a los intereses de los trabajadores”.


La CUT pretende que esta huelga sea a través de diversas expresiones como cacerolazos, desconexión total a su trabajo, banderazos, entre otras cosas. Pero debido al contexto de la pandemia, no se mencionó la realización de alguna marcha física en algún lugar de Santiago.


Por Gabriel Valenzuela