Epidemiólogo de Johns Hopkins: “La mayoría cree que estos datos son erróneos y no son reales”

En una entrevista realizada por la Deutsche Welle (DW), el epidemiólogo de la universidad Johns Hopkins, Francisco González, expresó profundas dudas con respecto a las cifras del coronavirus que se manejan en Latinoamérica.


Al consultarle por la situación que se vive en los países latinoamericanos, el experto aludió lo siguiente “a los epidemiólogos de Johns Hopkins les sorprende las bajas cifras del nuevo coronavirus reportadas en la región. La mayoría cree que esos datos son erróneos y no reflejan la realidad. Puede ser por un tema estructural de cada país, pero también puede ser intencional. Hay mucha gente que está muriendo a diario por Covid - 19 y no son registradas como tal sino, simplemente, como "neumonía atípica".


Además, agregó lo siguiente “pero el continente es muy diverso y no se puede dar una evaluación general. Hay un contraste con lo que pasa en Chile, Uruguay o Costa Rica frente a lo que pasa en México, Nicaragua o Venezuela. Son polos opuestos. Las críticas a estos últimos países me parecen válidas, porque no es creíble que reporten tan pocos casos, incluso si las comparamos con los vecinos más cercanos”.


Junto con esto, el profesor de la Escuela de Estudios Internacionales de la Universidad Johns Hopkins y experto en economía y política, aprovechó de aconsejar a estos países para mejorar el manejo que deberían tener frente a esta pandemia, diciendo lo siguiente “la recomendación de los epidemiólogos es la misma, la más efectiva: el distanciamiento social, porque éste evita el contagio. Pero se ha manejado de forma distinta en los diferentes países”.


A lo que agregó “en general, las culturas orientales tienen una gran diferencia con la autoridad. En Latinoamérica somos lo opuesto. Los Estados no son tan eficaces para sancionar. En Brasil, México, Colombia o en países del Caribe, aunque el Estado mande el mensaje correcto, no existe tanta capacidad para poder implementarlo. En México, por ejemplo, en el día de la madre se olvidaron de la pandemia y la gente no solo no hizo caso de no ir a otras casas, sino que hicieron fiestas públicas. Sin embargo, esta reacción de la gente también es una acumulación de desencanto, porque la autoridad en muchas ocasiones es arbitraria, se vende, es corrupta, de modo que las masas no le creen, no le tienen confianza. La segunda recomendación más importantes es realizar pruebas masivas.”



Por Gabriel Valenzuela

Tendencias Informa