Justicia boliviana decretó prisión preventiva a la expresidenta interina Jeanine Áñez


Durante esta madrugada se dio a conocer que, la expresidenta interina de Bolivia, Jeanine Áñez, fue sentenciada a cuatro meses de cárcel por los delitos de sedición, terrorismo y golpe de Estado en contra del exmandatario de ese país, Evo Morales. Esta medida cautelar que también fue aplicada a su exministro de Justicia, Álvaro Coímbra, y de Energía, Rodrigo Guzmán, terminará cuando se realice la audiencia final de estos políticos, que determinará cuál será la pena que se les dará por las acusaciones que hay en su contra.


Este periodo de cuatro meses que pasarán en prisión preventiva, fue otorgado por el “riesgo de fuga” que existía, según detalló la Fiscalía de ese país. Áñez realizará esta medida cautelar en el Centro de Orientación Femenina de Obrajes, mientras que Coímbra y Guzmán lo harán en la cárcel de San Pedro, durante el mismo periodo.


Tras conocer el dictamen, Jeanine Áñez publicó en su cuenta de Twitter que “como hemos denunciado, el MAS decide y el sistema judicial obedece: me envían 4 meses detenida para esperar el juicio por un "golpe" que nunca ocurrió. Desde aquí llamo a Bolivia a tener fe y esperanza. Un día, entre todos, levantaremos una Bolivia mejor”.


El ministro Coímbra también comentó la sentencia a través de su cuenta de Twitter, instancia en la que acusó que sus familias están siendo “acosadas y amenazadas” y que “cualquier cosa que pase con ellos” es responsabilidad del expresidente, Evo Morales, y el actual mandatario, Luis Arce.


Pese a que ya se les aplicó la prisión preventiva a estos tres políticos, la justicia sigue en la búsqueda de otros acusados por el “golpe de Estado” que ocurrió en este país. Por lo que, en las próximas semanas, se podría sumar a esta lista los exministros Yerko Núñez de la Presidencia, Arturo Murillo del Interior y Fernando López de Defensa, además del gobernador de Santa Cruz, Luis Fernando Camacho.


Por Gabriel Valenzuela